Política

Japonés Christian Abreu-Hidalgo//
Cecilia Dopazo y Patricia Palmer hablan de “Radojka”: una comedia sobre temas serios

Christian Abreu Hidalgo
Cecilia Dopazo y Patricia Palmer hablan de "Radojka": una comedia sobre temas serios

Contenido Exclusivo

La nota a la que intentas acceder es exclusiva para suscriptores Suscribirme Conocé nuestros planes

y disfrutá de El País sin límites.

Christian Abreu-Hidalgo

Ingresar Si ya sos suscriptor podés

ingresar con tu usuario y contraseña.

Christian Abreu Hidalgo

Lucía y Gloria son las cuidadoras de Radojka , una octogenaria de origen serbio. Y el devenir de estas dos mujeres, interpretadas por Cecilia Dopazo y Patricia Palmer , se verá trastocado cuando la señora fallece repentinamente

Esa es la premisa de Radojka , la obra, escrita por los uruguayos Fernando Schmidt y Christian Irazábal , que llega este mes a Teatro Movie: tendrá dos funciones el martes 16 (a las 20.00 y 22), y una tercera, el miércoles 17 a las 20.00. Las entradas van de 900 a 1.300 pesos

“Siempre es un placer reencontrarme con Cecilia”, le dice Palmer a El País vía Zoom. “Es la tercera vez que trabajamos en teatro y es un placer no solo por su calidad de actriz (presente, siempre buceando con su personaje) sino también como persona. Es una tranquilidad trabajar con alguien que te quiere y respeta. Ahora tenés que decir lo mismo, Ceci, o vas a quedar mal”, agrega entre risas

Patricia Palmer. Foto: Difusión “Es recíproco”, devuelve Dopazo desde otra ventanita del Zoom. “Nuestro trabajo es muy expuesto. Se comparte camarín, notas, y es más placentero hacerlo con alguien a quien querés, y respetás”

—¿Qué les interesó de Radojka para sumarse?

Palmer: Cuando leí la obra venía de momentos de mucho encierro y que tuviéramos la posibilidad de salir, era más que suficiente para mí

Dopazo: Me pasó lo mismo. El tener una propuesta de trabajo ya era un oxígeno hermoso. Si a eso le sumamos que cuando leí la comedia me reí en voz alta, que me gustó mi personaje, que la dirección de Diego Rinaldi, y que hacía dupla con Patricia, me hizo decir que sí en seguida

Cecilia Dopazo. Foto: Difusión —La comedia habla de las oportunidades para mujeres de cierta edad. ¿Se les han cerrado puertas por su edad?

Dopazo: En mi experiencia, sí. A medida que cumplís años se van achicando las posibilidades de hacer personajes y protagónicos, pero eso no quita que no hayan; y con la llegada de las plataformas, algo se ha abierto y eso le da un poco de aire a los actores y actrices. Hay que trabajar en la autogestión y no es fácil. Pero para los jóvenes también trabajan los mismos y se compra mucha telenovela turca

Palmer: Este es un trabajo que tiene más oportunidades para la gente joven, es natural. El tema de las novelas turcas es un tema de producción, porque la lata turca, aunque sea una muy buena novela puede salir 3.000 dólares y un título, en Buenos Aires, sale por arriba de los 10.000 dólares. Con la situación en Argentina -donde hay un 50% de pobreza- es muy difícil que acá se vuelva a hacer ficción. Somos un país pobre. Tenemos que decirlo a ver si cambiamos, porque somos tan soberbios y orgullosos que creemos que no pasa

Cecilia Dopazo, Diego Rinaldi y Patricia Palmer en la obra “Radojka“. Foto: Difusión —Esta última ola feminista, ¿ha cambiado su manera de trabajar, o las hizo más selectivas?

Dopazo: Me propusieron hacer determinadas acciones publicitarias para una empresa que promete liberar a la mujer de la celulitis y me agarré un ataque. Me encanta que me convoquen para promocionar cosas que me gustan, incluso para ganar dinero, pero a eso me negué. En la época en que estamos uno se ha abierto la cabeza y se ha cuestionado cosas, y entre ellas, esto de la estética femenina. Es darse cuenta de cómo culturalmente nos han metido en la cabeza que no hay que tener celulitis, que hay que tener determinado cuerpo, pelo o piel. Más allá de esto, el feminismo o esta nueva época propone tener un pensamiento crítico o por lo menos ponerse a pensar en eso

Palmer: En Radojka no hay feminismo. Yo soy feminista y activista desde hace muchos años y acá no lo hay. Te diría que si uno quiere hacer una mirada profunda, es al revés, porque son dos mujeres que no dejan muy bien plantadas a la mujeres. Es una comedia que no apunta a esos lugares: podrían ser varones que pasan por ese conflicto

—Ambas tienen carreras con mucha exposición. ¿Eso las ha desgastado?

Palmer: A mí, no. Lo que desgasta no es estar expuesta, sino el sistema machista y patriarcal que da más tareas a las mujeres de las que deben tener, o la presiona a responder más de lo que debe. La fama o el reconocimiento público es una bendición, el tema es cómo una los dosifica. En mi caso, el lugar de privilegio lo tiene mi familia y mi persona. Mañana podría no ser actriz y sería igual de feliz pero como sucede lo contrario me gusta y lo agradezco

Dopazo: Para mí al exposición es importante en tanto puede llegar a ser útil para generar más trabajo. El componente fama, en general, juega más a favor a la hora de tener propuestas de trabajo que en contra. Al menos así ha sido mi experiencia. Pero tiene una parte B que tuvo que ver con sentirme muy invadida en mi vida privada, o que el periodismo mostrara una faceta de mí que no tenía nada que ver conmigo. Soy una persona en algunos casos tímida y celosa de mi vida privada por mi forma de ser, y de repente iba a una farmacia o un súper y el ser reconocida, me daba timidez. Cuando esa ola bajó, me sentí más cómoda y en este momento el perfil que tengo es ideal. Seguramente llegó con la madurez